Quiénes somos > Pacientes

Pacientes

Atendemos a pacientes que van desde los 11 hasta los 60 años, así como a sus familiares. Aunque la mayoría vienen de la provincia de A Coruña también atendemos a personas de otras provincias. 
 
 
              
 

Nuestro modelo está basado en una intervención multidisciplinar. Tratamos de manera conjunta todas las áreas afectadas por la enfermedad y para ello contamos desde el principio con la familia ya que entendemos que es uno de los pilares más importantes para la recuperación de los trastornos de la conducta alimentaria.

 

Trastornos de la conducta alimentaria

Los trastornos de la conducta alimentaria son patologías que aparecen desde la antigüedad a pesar de lo que se cree. Actualmente lo que ha cambiado es que cada vez crece más la incidencia de éstos en la población por el cambio de actitudes de la sociedad actual con respecto a los conceptos de salud y de ideal de belleza.

Se entiende por trastorno de la conducta alimentaria aquel trastorno en el que la conducta alimentaria está afectada gravemente, teniendo en común una alteración en la percepción de la forma y el peso corporal.

Estos trastornos adquieren entidad propia y dentro de ellos nos encontramos con la anorexia, bulimia y trastorno por atracón.

 

Anorexia

Se caracteriza por el rechazo a mantener el peso corporal en los valores normales según la talla y edad, miedo intenso a ganar peso o a convertirse en obeso incluso estando por debajo del peso normal.

Existen dos tipos de anorexia:

La anorexia restrictiva se caracteriza por la restricción de alimentos y excesivo ejercicio físico.

La anorexia purgativa se caracteriza por la ingesta de alimentos de forma compulsiva (gran cantidad de alimentos en poco tiempo) seguidos  de conductas purgativas como el vómito, laxantes, diuréticos para conseguir bajar de peso.

 

Bulimia

Se caracteriza por episodios recurrentes de atracones seguidos de conductas compensatorias inapropiadas como el vómito autoprovocado, laxantes, diuréticos, ayunos o exceso de ejercicio físico provocando un intenso sentimiento de culpa y vergüenza.

 

Trastorno por atracón

El trastorno por atracón se caracteriza por la presencia del atracón pero a diferencia  de la bulimia no hay conducta compensatoria. Una de las consecuencias más habituales de estos trastornos es sufrir sobrepeso u obesidad con los riesgos que ello conlleva para la salud.

 

OBESIDAD

El sobrepeso y obesidad constituyen en la actualidad una preocupación de referencia diaria para la mayor parte de la población del mundo desarrollado.

El modelo médico-psicológico utilizado durante años en los TCA aporta elementos necesarios para la mejor comprensión de la obesidad. Los episodios obesogénicos tienen una historia ligada a situaciones dificíles de afrontar. Los motivos para comer en exceso son muchos: consuelo, compensación, malos hábitos, calmar la ansiedad, modelar el estrés, etc.

La intervención clínica consiste en corregir expectativas mostrando cuanto peso es posible perder, enseñando un cierto autocontrol alimentario, promoviendo cambios en el estilo de vida y proponiendo un modo distinto de relacionarse con el propio cuerpo.

 
 
      Imprimir
Materiales relacionados
Imágenes
  • 1 de 1